+

Bisexuales: ¿invisibles entre homos y heteros?

Hoy en día, ser bisexual ya no supone ningún problema; se dice incluso que está de moda. No obstante, las personas bisexuales siguen estando muy poco presentes en la vida pública. ¿Cuál es la causa?

Lxs bisexuales describen su orientación sexual de formas muy diversas: algunxs sienten atracción hacia mujeres y hombres, otrxs más hacia un género concreto, otrxs hacia personas de su género y de otro distinto.

Para algunas personas bisexuales, el género no importa a la hora de enamorarse. Puede que la frontera con la pansexualidad sea fluida también.

Muchas personas se enamoran a lo largo de su vida de personas de diferentes géneros o tienen relaciones sexuales con ellas sin definirse a sí mismas como bisexuales.

¿Cómo viven las personas bisexuales?

Muchxs bisexuales ya han tenido parejas de diferentes géneros, otrxs no. Algunxs viven su bisexualidad como una fase, para otrxs es una parte importante de su identidad.

Hay personas que solamente sienten interés sexual por un género, pero pueden tener sentimientos románticos por más de uno (o al revés). Asimismo, como sucede con las personas monosexuales, las bisexuales pueden vivir en diferentes tipos de relación: con una pareja, solxs o en constelaciones abiertas.

¿Por qué es tan poco visible la bisexualidad?

A menudo, a las personas bisexuales se las categoriza de forma errónea como homosexuales o heterosexuales, dependiendo de qué parte de ellas se ve: un hombre que está casado con un hombre debe ser homosexual; si besa a una mujer, seguro que es hetero.

Cuando se percibe un comportamiento bisexual, aparecen diferentes prejuicios que impiden su reconocimiento como orientación sexual por derecho propio, como por ejemplo pensar que las personas bisexuales son en realidad gays o lesbianas; o que son heterosexuales que siguen una moda; o que están confundidas o no son lo suficientemente maduras para decidirse por una (mono)sexualidad.

¿Las personas bisexuales sufren discriminación?

Se ha investigado poco sobre la situación vital de las personas bisexuales en Alemania. Sin embargo, algunos estudios apuntan a que podrían sufrir más discriminación (y las consecuencias que esta conlleva) que gays o lesbianas. Frecuentemente, las personas bisexuales se ven doblemente excluidas: por un lado, de la mayoría heterosexual y, por otro, de los espacios de personas lesbianas, gays o trans*.

Pero aunque no lo parezca por la escasa presencia de temas e intereses bi en la mayoría de organizaciones LGBT, las personas bisexuales siempre han sido activas en estos contextos y han contribuido de forma decisiva a la emancipación LGBT.